¿El desarrollo va hacia el sur?

Como de costumbre, los “anti” desarrollo siguen con su monserga y sus mentiras, pero aquí lo cierto es lo que se  puede constatar con nuestros propios ojos, como son los niveles de desarrollo alcanzados por Moquegua y Tacna, inclusive, sin necesidad de ir tan lejos, en Ilo, al costado de nuestra provincia de Islay podemos constatar que los “anti” desarrollo nos mienten y nos quieren atemorizar, porque ellos son amantes de la pobreza para aprovecharse de los agricultores y de los trabajadores del campo.

También, lo cierto es que Islay es una provincia donde los jóvenes tienen que salir a buscar oportunidades de empleo fuera mientras que Ilo y Moquegua crecen de manera sostenida todos los años y progresan gracias a la presencia de la minería y a que cuentan con la mina Cuajone desde 1976, hace 43 años; y, los vaticinios de que se acabaría con la agricultura y la ganadería no se han cumplido ni se van a cumplir. Que los “anti” trabajen y dejen trabajar porque la población lo que quiere es trabajo, trabajo honrado y digno, no mentiras ni violencia.

Otras verdades van saliendo a la luz, los pseudo dirigentes “anti” desarrollo quieren chantajear nuevamente a la Tía María para obtener un cupo de trabajo en la mina, sino preguntémonos, ¿por qué el hijo de Jesús Cornejo estudia una profesión vinculada a la minería? De seguro ya está exigiendo a Tía María un trabajito bien remunerado para su hijo o sino “hago que se vuelva a incendiar el valle” —dirá—, acaso el lentejero mayor no vendía al pueblo por un saco de lentejas verdes en los audios de la vergüenza, a cambio de no “incendiar Troya”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Facebook